2589

Un hombre observa que el mundo entero le otorga la identidad de otro, que ya no es Pedro sino José, siendo este José alguien que desapareció misteriosamente cuando llamaba a la puerta de la casa de Pedro.