2964

Apodado Duch, este antiguo profesor de matemáticas –hoy de 64 años- supervisó minuciosamente los interrogatorios de 17.000 reos; la absoluta mayoría de ellos fue brutalmente torturada y murieron víctimas de sus verdugos, ejecuciones sumarias, hambre y enfermedades.